Aplicar, orar y celebrar el padrenuestro «y líbranos del mal»

Compartir
Artículo anteriorPastoral de la ciudad
Artículo siguienteCarta