El gran anuncio a los jóvenes: el horizonte o el campo afectivo.