Lo último de Dios: perdón y vida nueva

ACOGER EL PERDÓN Y COMPROMETERSE EN UNA VIDA NUEVA

 

Proponemos diversas pautas para celebrar el «Sacramento de la Reconciliación» y para orientar el compromiso a que debe conducir. Podrían servir muy bien para un «examen de conciencia» y reorientación de la vida en los últimos domingos de Cuaresma o en la Semana Santa.

 

CELEBRAR EL PERDÓN Y REORGANIZAR LA VIDA

 

Sugerimos exclusivamente unas pautas para el «examen de conciencia» y para organizar el compromiso tras la celebración de la Reconciliación. Lo hacemos bajo la imagen de llevar «una dieta adecuada para vivir» (de ahí la medida de las Kilocalorías) y a través de test para comprobar si existe una alimentación adecuada respecto a algunos de los principales principios nutritivos con los que se va construyendo la vida de los adolescentes y jóvenes. La corrección de dichos test va acompañada de consejos para establecer personalmente una dieta adecuada (compromisos).

 

 

Identidad y vida en familia

 

1          Expreso en familia libre y confiadamente mis opiniones:

A     Siempre.

B     Con frecuencia.

C     Pocas veces.

 

2     Ante una crítica constructiva de mis padres, escucho y comprendo:

A     Siempre.

B     Con frecuencia.

C     Pocas veces.

 

3     Colaboro, por ejemplo, ayudando en pequeños servicios cotidianos:

A     Siempre.

B     Con frecuencia.

C     Pocas veces.

 

4     Noto cuando un familiar está feliz, triste, deprimido, agotado:

A     Siempre.

B     Con frecuencia.

C     Pocas veces.

 

5     Según tu respuesta a la pregunta anterior, ¿cómo reaccionas?:

A     Comparto su estado de ánimo.

B     Siento envidia o rabia, porque no tiene tiempo para amarme.

C     Me da lo mismo.

 

CORRECCIÓN Y COMPROMISO

 

¡ Valores:  A=10 Kcar.; B=5 Kcar.; C=2 Kcar.

¡ Interpretación: 0-20 Kcar: puedes hacerlo mejor; 21-39 Kcar: casi lo has conseguido; 40-50 Kcar: continúa así.

¡ Propuestas para el compromiso:

– Cuenta en casa lo que has hecho; es un buen punto de partida para un diálogo abierto. Sonríe y vive abierto al diálogo.

– En los momentos de discusión, no tomes como una ofensa las palabras que te digan tus padres. Cálmate, cuenta en silencio hasta 30 (1, 2, 3…), y piensa que ellos consideran que buscan tu bien.

– Muéstrate abierto y disponible, porque también tú formas parte de la familia. Si alguien te llama, respóndele: «Aquí estoy».

 

 

Vivencia comunitaria de la fe

 

1     Participo en la Eucaristía:

A     Tres veces a la semana o más.

B     El domingo.

C     Algún domingo, de cuando de cuando.

D     Sólo en Navidad y Pascua.

 

2     Estoy disponible para animar la Eucaristía:

A     Siempre.

B     Quisiera hacerlo, pero soy tímido.

C     Cuando me veo obligado a ello.

D     Nunca.

 

3     Participo en las reuniones de mi grupo:

A     Activamente.

B     Me distraigo, cuando el tema no me interesa.

C     Voy sólo para encontrar a mis amigos.

D     Es una pérdida de tiempo.

 

4     Presto algún servicio en el cole, parroquia o centro juvenil:

A     Porque quiero hacer algo por los demás.

B     Alguna vez, si me lo piden.

C     Ya hay otros que lo hacen.

D     Tengo ya compromisos más importantes.

 

CORRECCIÓN Y COMPROMISO

 

¡ Valores:  A=50 Kcar.; B=20 Kcar.; C=10 Kcar.; D=5 Kcar.

¡ Interpretación:

– De 150 a 200 Kcar.: Estás bien implicado en la vida comunitaria, pero aún hay más posibilidades. Fíjate en las propuestas.

– De 80 a 150 Kcar.: ¡Bien! Intentas crecer espiritualmente, aunque todavía te queda algo de camino por recorrer. Atento a las propuestas y revisa también las respuestas de tipo A.

– De 20 a 80 Kcar.: No estás mal, pero podrías aumentar la puntuación. Busca algunas sugerencias en el área A y en las propuestas.

– 20 Kcar.: Puedes ciertamente aprovechar esta Cuaresma para incrementar la puntuación, tal vez, dirigiendo tus respuestas hacia el área B.

¡ Propuestas para el compromiso: Iniciativas de la parroquia o de la diócesis; animar actividades en el centro juvenil; participar en momentos de oración organizados por la comunidad parroquial, colegio, etc.; leer el Evangelio y rezar algunos días laudes, vísperas…; participar en algún retiro o convivencia; participar un día de la semana en la Eucaristía.

 

 

Responsabilidad en el trabajo

 

1     Por término medio, durante la tarde estudio:

A     Menos de dos horas.

B     Dos horas.

C     Tres horas.

D     Cuatro horas o más.

 

2     Estudio:

A     Siete días a la semana.

B     Seis días a la semana.

C     Menos de seis días a la semana.

 

3     Cuando estudio:

A     Me tomo un breve descanso cada hora.

B     No consigo estar concentrado más de diez minutos.

C     No hago ninguna interrupción.

 

4     Este es mi método de estudio:

A     Aprender todo de memoria.

B     Depende del humor que tenga.

C     Razonar sobre las cosas que estudio.

 

5     Durante la clase:

A     Pienso en mis cosas.

B     Sigo la explicación y hago preguntas para profundizar.

C     Sigo la explicación y hago preguntas cuando no entiendo algo.

D     Pienso en mis cosas y hago alguna pregunta para disimular.

 

CORRECCIÓN Y COMPROMISO

 

¡ Valores:

A B C
D
1 10 20 30 45
2 50 30 10
3 10 0 20
4 30 0 15
5 5 30 15 0

 

¡ Interpretación:

– Menos de 30: La situación es realmente dramática: es mejor que comiences a intensificar y reforzar con Kcar. tu estudio.

– De 30 a 89: No eres ciertamente una persona que vive para el estudio; procura añadir alguna Kcar.

– De 90 a 110: Eres un estudiante equilibrado, capaz de no exagerar.

– De 111 a 130: Te dedicas mucho al estudio; recuerda que hay además otras cosas. La escuela no te lo da todo.

– Más de 130: Estás claramente obsesionado por el estudio. Intenta equilibrar un poco las cosas.

¡ Propuestas para el compromiso: Establecer un tiempo de estudio suficiente, aumentando la concentración; Estudiar sin tener el televisor o la radio encendidas; tomar notas en clase, razonándolas; formular algunas reflexiones personales sobre cada materia que estudio.

 

 

Vida afectiva y relaciones

 

1     Sábado. No encuentras con quien jugar al pimpón, porque ninguno de tus amigos tiene ganas. ¿Qué haces?:

A     Me pongo pesado para forzar a un amigo a jugar conmigo.

B     Pregunto a alguien que apenas conozco si tiene ganas de jugar.

C     Renuncio a jugar.

 

2     Estás invitado a la fiesta del cumpleaños de un amigo/a y preocupado porque no conoces a los otros invitados. Una vez en la fiesta, ¿cómo te comportas?:

A     Estoy toda la tarde con mi amigo/a.

B     Reacciono y actúo como un exaltado que se mete con todos.

C     Me pongo a charlar con un grupo para ver si tenemos intereses comunes.

 

3     Vas en el tren o en el autobús camino del colegio. Tu amigo/a, a quien ves todos los días, está hoy algo decaído. ¿Qué haces?:

A     Comienzo a hablar, como siempre, de fútbol, música, etc.

B     Me quedo en silencio junto a él.

C     Le pregunto qué le pasa.

 

4     Estás en una moto o en un automóvil con un amigo. ¿Cómo te comportas?:

A     Dejo encendido el motor y me pongo a hablar.

B     Apago el motor y me pongo a hablar.

C     Dejo encendido el motor y permanezco en silencio.

 

5     Vas de campamento con tu mejor amigo/a, sin conocer al resto. ¿Cómo piensas actuar?:

A     Estamos juntos todo el tiempo; si él/ella no está, evito participar.

B     Tratamos de conocer mejor a los demás.

C     Conforme voy conociendo a más gente, dejo de estar con mi amigo/a.

 

6     Has discutido por enésima vez con tu amigo/a. ¿Qué haces?:

A     Espero que esta vez, como las anteriores, se calme la tempestad.

B     Me dejo arrastrar por la discusión y le insulto.

C     Trato de reflexionar con él/ella sobre el motivo de estas periódicas crisis.

 

CORRECCIÓN Y COMPROMISO

 

¡ Valores:

A B C
1 30 15 0
2 0 30 15
3 30 0 15
4 30 15 0
5 0 15 30
6 0 30 15

 

 

 

¡ Interpretación:

– 0-34: Eres como una hoja, que el viento puede llevársela.

– 35-74: ¿Quieres ser una modelo?

– 75-104: Te felicito por la línea que llevas, continúa así.

– 105-144: Estás un poco grueso.

– 145-180: Estás muy grueso, es hora de bajar kilos.

¡ Propuestas para el compromiso:

ÄDieta de engorde: Intenta manifestar a algún amigo/a lo que sientes por él/ella y cómo consideras vuestra amistad; si encuentras ocasión, esfuérzate de cuando en cuando en ser tú el que propongas a los demás qué hacer para llenar una tarde de sábado o un domingo; cuando tengáis una reunión, proponte hacer al menos una o dos intervenciones cada vez, sin preocuparte de lo que puedan pensar los demás.

ÄDieta de adelgazamiento: Reflexiona un poco sobre tus amistades (¿Qué es lo que te agrada de tus relaciones? ¿Qué te falta? ¿Te das cuenta de que, a veces, os conocéis muy superficialmente? Piensa en las 4-5 características fundamentales de un amigo y trata de llevarlas a la práctica en tus relaciones de todos los días); si has tenido alguna discusión con un amigo/a, toma la iniciativa para reanudar vuestro trato…; mientras hablas con tu amigo/a, esfuérzate por escuchar más que por hablar, concentrándote sobre lo que está diciendo, procurando ir más allá de sus palabras.

 

 

Tiempo libre

 

1     Valora de 1 (poco) a 7 (mucho) las siguientes cuestiones:

A     Al pensar por la tarde sobre la jornada, estoy satisfecho de cómo he empleado el tiempo: 1  2  3 4  5  6  7.

B     Entre los amigos, al decidir qué podemos hacer, mis opiniones son tenidas en cuenta: 1   2   3  4  5   6  7.

C     Después de ver la televisión, reflexiono sobre lo que he visto: 1  2  3  4  5 6  7.

 

2     ¿Cuántas horas pasas al día delante del televisor?:

A     Menos de una hora.

B     Entre una y dos horas.

C     Entre dos y tres horas.

D     Más de tres horas.

 

CORRECCIÓN Y COMPROMISO

 

¡ Puntuación: Suma los puntos obtenidos en las diversas preguntas (equivalencias para la 3: A=40, B=30, C=20, D=10)

¡ Interpretación: Has obtenido una puntuación entre 0 y 61. Este es tu punto de partida. Cada semana deberías tratar de acercarte al valor máximo, 61; para ello, revisa las propuetas que siguen.

¡ Propuestas para el compromiso: Busca algún mensaje positivo sobre cualquier asunto que veas en televisión y escríbelo; repite el test precedente una vez a la semana, tratando de mejorar la puntuación; deja por una semana de ver uno de tus programas preferidos; haz propuestas sobre cosas a hacer cuando estés en el grupo de amigos.

 

 

Oración

 

Señala con cruces dónde te encuentras (pueden ser 1 ó varias)

 

No rezo nunca.

Rezo cuando me lo dicen.

Rezo sólo cuando me encuentro en un peligro.

Rezo cuando me sale bien algo.

Rezo sólo cuando siento viva la presencia de Dios.

Rezo sólo durante la Misa.

Rezo una vez al día.

Rezo varias veces al día.

Hablo con el Señor sin horario, pero frecuentemente.

Mi jornada es una oración

 

CORRECCIÓN Y COMPROMISO

 

¡ Valores: 0 Kcar.: no rezo nunca; 15 Kcar.: rezo cuando me lo dicen; 20 Kcar.: rezo sólo cuando me encuentro en un peligro; 25 Kcar.: rezo cuando me sale bien algo; 40 Kcar.: rezo sólo cuando siento viva la presencia de Dios; 50 Kcar.: rezo sólo en la Misa; 60 Kcar.: rezo una vez al día; 70 Kcar.: Rezo varias veces al día; 100 Kcar.: hablo con el Señor sin horario, pero frecuentemente; 500 Kcar.: mi jornada es una oración.

¡ Interpretación: Suma las puntuaciones. La puntuación correcta es 500 Kcar. Para acercarte o mantenerte en ella considera las propuestas siguientes u otras.

¡ Propuestas para el compromiso: Lee algún texto del Evangelio; escribe una oración; reza el Padrenuestro pensando en lo que dices; participa con atención en la Eucaristía del domingo; reconcíliate con Dios y con la Iglesia en la Confesión; reflexiona sobre la homilía del domingo.

 

 

 

LO ÚLTIMO SOBRE DIOS: CADA UNO DE NOSOTROS

 

Apuntamos, para terminar el encuentro y tras la celebración del «Sacramento de la Reconciliación», una particular y simbólica despedida: una vez que cada cual ha concretado su compromiso, tiene que tomar conciencia de que debe hacerse portavoz del perdón y del amor de Dios.

 

Narración

 

En una librería especializada en temas religiosos entró un hombre muy erudito buscando lo último escrito sobre Dios. La dependienta, muy atenta, se dirigió a una estantería del fondo donde se puso a buscarlo. Una vez encontrado le trajo el libro al mostrador. Curiosamente se titulaba «Lo último sobre Dios» y era de un autor anónimo.

El hombre comenzó a ojear las páginas de aquel voluminoso libro y cuál no sería su sorpresa cuando comprobó que todas sus hojas estaban en blanco. Muy sorprendido le dijo a la dependienta: — Perdone, señorita, pero aquí debe de haber algún error. Este libro está defectuoso. En él no hay nada escrito.

La dependienta, mientras ponía unos libros en un estante, le dijo con gran seguridad: — Claro que tiene algo escrito. Lo que ocurre es que no habrá mirado bien. Busque la dedicatoria del libro y verá.

Aquel hombre, muy intrigado, buscó rápidamente la página donde debía estar la dedicatoria. Y allí encontró escritas las siguientes palabras:

 

“Estimado lector. Sobre Dios ya se ha dicho y escrito demasiado. Lo último que falta es que ahora sea vivido por alguien que decida seguirlo y vivirlo, para así poder llenar estas páginas en blanco. Sólo usted puede escribir cada día lo último sobre Dios. ¡Ánimo!”

 

SUGERENCIAS PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO

 

El animador puede presentar al grupo una libreta que simbolice el quinto evangelio, incluso puede haber escrito en la tapa: Evangelio según… (con el nombre de todos los miembros del grupo). Luego arrancará una hoja por cada joven y se la entregará. En ella tendrán que escribir, con pocas palabras, aquello que hacen o están dispuestos a hacer por seguir a Jesús: los compromisos tomados tras el examen y la reconciliación. Después el animador recogerá las hojas y las colocará simbólicamente dentro de la libreta que hacía de quinto evangelio. Sin lugar a dudas eso será lo último escrito sobre Dios. Para la despedida se comenta todo ello.

 

¡ ¿De qué manera podríamos ser cada uno de nosotros Buena Noticia para el mundo entero? ¿Estás de acuerdo con que el mundo respeta a los que se toman en serio el seguimiento de Jesús? ¿De quiénes has oído hablar tú con admiración?

¡ ¿Según tú, en qué consiste seguir a Jesús? ¿Qué impedimentos pueden plantearse? ¿Qué significa ir contracorriente? ¿En algún momento sientes ir contracorriente?