Marginar y echar en falta

Emilio J. Zapatero

¿Has pensado…?

Proponemos aquí un sencillo ejercicio para introducir reuniones o cuestiones en torno a la diferencia cultural, al racismo, la marginación o la integración social. El objetivo del mismo se dirige a subrayar la importancia de cada persona dentro del conjunto social, grupal o colectivo humano.

Un texto sin faltas

Antes de nada, se puede leer, ver un corto, etc., que ayuden a situar adecuadamente el tema concreto sobre el que interesa reflexionar. Por ejemplo, se pueden leer alguno de los textos que aparecen a continuación.

Primero se llevaron a los negros,
pero a mí no me importó
porque yo no lo era.

Enseguida se llevaron a los judíos,
pero a mí no me importó
porque yo tampoco lo era.

Después detuvieron a los curas,
pero como no soy religioso,
tampoco me importó.

Luego apresaron a uso comunistas,
pero como yo no soy comunista,
tampoco me importó.

Ahora me llevan a mí,
pero ya es tarde.

(B. Brecht)

No me importa si eres chica o chico,
si eres negro o blanco,
si entiendes mi lengua
y yo la tuya.

No me importa de dónde vienes,
o dónde has nacido.

No me importa si tus padres
vivían ya aquí.

No me importa si tenemos
creencias diferentes.

Nada de eso me importa.

Porque las diferencias
nos enriquecen.

Porque estamos llamados a vivir juntos.

Y vamos a entendernos.

Trae acá esa mano.

Nos entenderemos.

(E. Alcolea)

Una vez realizada la presentación oportuna, se entrega una hoja con el texto que aparece en el recuadro siguiente, para qué cada cual vea qué pasa con él y trate finalmente de reescribirlo.

Xsta máquina dx xscribir no tixnx dxfxctos, sólo una txcla qux funciona mal. Las cuarxnta y cinco rxstantxs funcionan muy bixn, pxro asta única txcla, qux comxtx xrrorxs, provoca una sxria difxrxncia xn xl boto, ¿no tx parxcx?

Así puxs, tú podrías dxcirtx qux sólo xrxs una unidad y qux xusto hacx qux no ha­ya ninguna difxrxncia xntrx coopxrar o no con los dxmás. Sin xmbargo, xsta manx­ra tuya dx vxr las cosas xs xrrónxa: los dxmás tx nxcxsitamos porqux contamos contigo.

La próxima vxz qux pixnsxs qux tú no xrxs importantx o qux cualquixr otro (sxr humano, animal, país, xct.) tampoco lo xs, acuxrdatx dx xsta máquina dx xscribir. Y más aún, %mag%natx qux hay dos txclas qux func%onan mal… ¿Y qux d%r%&s s% fuxr&n trxs? ¿Y s% f$xr&n c$&tro o..?

Marginar y «echar en falta»

  • Comentar qué dice, me dice y debe querer decir el texto. ¿Causaría el mismo efecto cualquier otro efecto que pudiéramos imaginar en la máquina de escribir? Tratar de construir otros textos con «errores de máquina» que se refieran a marginar o, mejor, a «echar en falta» a quienes he­mos marginado, «se han marginado» o excluimos con mayor o menor dosis de racismo.
  • ¿Cómo se puede aplicar todo ella a nuestra sociedad, barrio, familia, centro educativo o de tra­bajo…?
  • Organizar debates con temas susceptibles de ser analizados en esta misma dirección: ecología y ecosistema, solidaridad y «reparto de bienes», igualdad y discriminación de la mujer, etc. Igual­mente se pueden organizar pequeños grupos que consideren distintas situaciones de la vida real particularmente marcadas por la interdependencia (organización de la ciudad, cadenas de traba­jo, espectáculos, deportes…). Una vez realizado este trabajo, se presenta, por ejemplo, a través de una dramatización, un mural, un juego de simulación, etc. Por último, habría que decidir aque­llas acciones concretas como compromiso nacido, al menos, de la exigencia de «tomar partido».